Los Traductores y la Deformación Profesional


Tengo 28 años y padezco de deformación profesional con contractura muscular crónica de tanto trabajar frente al ordenador. Para que me entendáis, tengo un dolor de espalda que me va desde el cuello hasta casi las rodillas. Vamos, que estoy hecha una vieja! :)

En este articulo voy a hablar sobre las manías de los traductores o por decirlo de otra forma nuestra deformación profesional. A ver si a vosotros os pasa lo mismo que a mí!


1.     Estar conectada 24hs al día en la redes sociales y pendiente de revisar los correos cada dos por tres.



¿Soy la única que piensa: Y si me enviaron un mail importante de un trabajo de traducción y no me di cuenta a tiempo? Por esto reviso constantemente el correo: en casa tengo el ordenador encendido todo el día ( el pobre explotará antes o temprano) y por la calle tengo el móvil conectado con todo lo que haga falta….cuenta e-mail 1, cuenta e-mail 2, redes sociales, blog, pagina web, servicios de chat….Vamos que ni siquiera el Presidente está tan al día de lo que pasa en el mundo como yo. Y casualmente sobre el día 15 de cada mes recibo siempre el mismo mensaje: “Has alcanzado el limite máximo de 3G!” Uff, otra vez!!! ¿Será que estuve demasiado pendiente? :)


2. Controlar
la traducción en cada producto que compras


 

Me encuentro de repente con una etiqueta de una prenda o de un producto cualquiera y lo primero que hago es ir a revisar si la traducción está bien hecha o no. Es algo que no puedo controlar, mi mente va directamente a buscar los idiomas con los que trabajo a ver si encuentra algún error por ahí.

Y os digo la verdad, la mitad de las veces me encuentro frente a malas traducciones, que como se diría en Italiano ya no se trata de “ERRORI DI ORTOGRAFIA”sino de “ORRORI ORTOGRAFICI”.


3.     Los días se miden por número de palabras.



Esta ya es mi unidad de mesura temporal diaria: “Tengo otras 300 palabras a traducir, pues, ¿cuanto me llevan de tiempo entre ducharme, cocinar, ir a buscar el niño al cole y terminar con la traducción?
Muchos clientes o agencias no saben que los traductores somos personas y, como tales ( sobre todos las traductoras ), tenemos una casa que limpiar, cocinar y la mayoría de las veces uno o mas niños que cuidar. Así que cuando me preguntan : ¿Cuantas palabras puedes traducir en un día? Pues tengo que pensar primero si me puedo duchar mañana, si a lo mejor puedo encargar comida a domicilio y si tengo suerte que en la tele están pasando la ultima película de Disney para tener al niño distraído por lo menos 1 hora.


4. Ir de escapada un fin de semana con el ordenador en la maleta.



Aunque sea sólo para estar una noche fuera, me llevo el ordenador a todos lados.
¿Pero si sólo nos vamos por una noche y encima al lado de casa? Es igual, nunca se sabe, a lo mejor me contactan para un trabajo urgente y no puedo ni siquiera responder al correo.
Y lo primero que hago cuando me voy de vacaciones es averiguar si el hotel o piso que vamos a alquilar tiene WIFI.  Los traductores sabemos que lo nuestro no es un trabajo fijo ( a menos que alguien trabaje para una agencia o para un proyecto grande que lo puede tener ocupado durante un año entero) y si recibimos un encargo no hay que dejarlo escapar aunque estemos de vacaciones.

 

5. Hablar sola en voz alta.



¿ Nunca os ha pasado de repetir un término o frase traducida en voz alta para ver si suena bien? No tranquilos, no estoy loca, estoy solamente manteniendo conversaciones con mi ordenador y con el texto que estoy traduciendo. Así es, el ordenador se convierte en nuestro mejor compañero de trabajo junto a las tazas de café que nos mantienen despiertos durante las interminables horas de trabajo de traducción o revisión.

 

6. Nuestros mejores revisores son los familiares, amigos o conocidos



Ante cualquier duda terminológica que no conseguimos resolver, consultamos a todos los que nos puedan echar una mano. Esto incluye los familiares, amigos, conocidos, profesionales de otro oficios y todos los que hagan falta. Hasta me ha pasado de tener que ir a preguntar directamente a un mecánico que le parecía mejor una palabra o otra relativa a un dispositivo técnico de un automóvil. O ir a una visita con el medico y aprovechar para hacer una consulta terminológica.


 7. Y por último tener un conflicto personal con Google Traductor


 

El enemigo numero 1 de todos los traductores. Es verdad que puede ser útil para traducir el sentido o significado de una frase, pero como todos sabemos luego hay que “re- traducir” el texto, corregir todos los errores de ortografía y hacer la concordancia nombre- verbo- adjetivos.
O sea, que está bien como base de partida, pero no como resultado final.
Para eso estamos los traductores! :)

 

Aqui os dejo con este video muy divertido sobre un día cualquiera en la vida de un traductor:
 

¿Y tu que tipo de deformación profesional padeces?
¿Te pasa lo mismo que a mí?
 
Quiero saber tu opinión y conocer otras manías (que seguro hay muchas!) para no sentirme tan diferente! :)
 
¡Feliz semana a todos!
 
Sheila o mejor dicho SP Traducciones :)
 

Escribir comentario

Comentarios: 2
  • #1

    Sonia (viernes, 22 enero 2016 16:02)

    Hola! Sufro de algunos de los problemas que comentas, especialmente de estar pendiente del correo y la dificultad de combinar trabajo con familia, tareas del hogar, etc. Pero no son exclusivas de nuestra profesión. Mi esposo es periodista y tiene varios de estos tics que mencionas, como corregir todo lo que ve escrito y enojarse por los errores, y leer en voz alta lo que escribe. Y nos ayudamos en la revisión de nuestros respectivos trabajos, con ojo muy crítico pero con respeto para mantener la armonía familiar jaja. Saludos!

  • #2

    Hola Sonia! (viernes, 22 enero 2016 16:10)

    Por suerte no soy la única entonces! Sé muy bien lo que significa combinar la familia, los hijos, las tareas domesticas con nuestra profesión. Yo siempre digo que más que una profesión es una pasión, porque si no tienes amor para tu trabajo es casi imposible poder seguir adelante! Qué suerte que tienes en tener a tu marido como revisor y corrector, por lo menos podeís compartir dudas linguisticas :)
    Gracias por leerme,
    qué tengas un buen día,

    Sheila



SP Traducciones

Traducciones y Servicios Linguisticos Profesionales

e-mail : sptraducciones@hotmail.com

Teléfono de contacto: +34 / 691059928

Web: www.sptraducciones.com

Linkedin: https://es.linkedin.com/in/sptraducciones

Facebook: https://www.facebook.com/spsptraducciones

Twitter: @sptraducciones

 

 

 

Me llamo Sheila Pistolesi  y soy traductora profesional y profesora de Italiano; pero más que profesión, es una pasión.



Suscríbete a nuestra Newsletter

* indicates required



 

Sin traducción habitaríamos provincias lindantes con el silencio.

 

George Steiner

 

Los escritores hacen la literatura nacional y los traductores hacen la literatura universal.

 

José Saramago 

 

La traduzione è una delle poche attività umane in cui per principio accade l’impossibile

 

Mariano Antolín Rato


“I traduttori sono i cavalli da tiro della cultura.”

 

Alexander Sergeyevich Pushkin